Archivo mensual: enero 2014

LAS DOCTRINAS ESENCIALES DEL CRISTIANISMO

Imagen

 

Las Doctrinas Esenciales del Cristianismo

 

La Biblia misma revela aquellas doctrinas que son esenciales y necesarias para la fe cristiana. Estas son:

1) La Divinidad de Cristo
2) La Salvación por Gracia
3) La Resurrección de Cristo
4) El Evangelio
5) El Monoteísmo.

Aún cuando existen algunas otras doctrinas esenciales secundarias, como por ejemplo, la Trinidad, estas cinco son las que la Biblia declara ser esenciales. Una persona no regenerada (por ejemplo, el mormón, el testigo de Jehová, el ateo, el musulmán), negarán una o más de estas doctrinas esenciales.

 

1.    La Deidad de Cristo

 

Jesús es Dios Encarnado: Juan 8:58 con Éxodo 3:14. Ver también Juan 1:1,14; 10:30-33; 20:28; Colosenses 2:9; Filipenses 2:5-8; Hebreos 1:8.

1ª Juan 4:2-3: “En esto conoced el Espíritu de Dios: Todo espíritu que confiesa que Jesucristo ha venido en carne, es de Dios; y todo espíritu que no confiesa que Jesucristo es venido en carne, no es de Dios; y este es el espíritu del anticristo, el cual vosotros habéis oído que viene, y que ahora ya está en el mundo.”

El versículo anterior necesita ser referenciado con el de Juan 1:1, 14 (escrito por el mismo Juan), donde declara que la Palabra era Dios y que la Palabra se convirtió en carne.

 1ª Juan 4:2-3 está diciendo que si Ud. niega que Jesús es Dios en carne, entonces Usted es, “el espíritu del anticristo“.

 Juan 8:24: “Por eso os dije que moriréis en vuestros pecados; porque si no creéis que yo soy, en vuestros pecados moriréis.”

 Jesús dijo que si no cree que Él es, “yo soy“, Ud. morirá en sus pecados. En el griego, “yo soy“, es “egó eimí”. Estas son las mismas palabras usadas por Jesús en Juan 8:58: “Jesús les dijo: De cierto, de cierto os digo: Antes que Abraham fuese, yo soy.” Jesús estaba reclamando Su título divino al citar Éxodo 3:14.

La Septuaginta es la traducción del Antiguo Testamento del hebreo al griego hecha por los judíos alrededor del año 250 A.C. Ellos tradujeron Éxodo 3:14 como “egó eimí” = “YO SOY.”

“Jesús es la persona correcta en quien debe descansar la fe”.

 No es simplemente suficiente con decir que tiene fe. La fe es solo válida si está puesta en la persona correcta, por lo tanto, Ud. debe colocar su fe en la persona apropiada. Los grupos no cristianos tienen una fe falsa ya que no la tienen en la persona correcta; la tienen en dioses falsos. Por lo tanto, la fe de estos grupos es inútil; sin importar cuán sinceros son.

 Si su fe está puesta en un gurú, un gran filósofo o un maestro de la antigüedad (que no sea Jesús) o maestro moderno, para que lo salve de sus pecados en el día del juicio, entonces Ud. se encontrará en un gran problema, no importa cuán sincero o cuán fuerte sea la fe en esa persona. La fe en alguien falso es igual a no tener fe.

 

La Doctrina de la Deidad de Cristo incluye:

 La Trinidad: Hay un solo Dios el cual existe en tres personas: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Ellos son co-eternos y tienen la misma naturaleza.

 El Monoteísmo: Hay un solo Dios en toda la existencia. (Is 43:10; 44:6,8; 45:5,14,18,21,22; 46:9; 47:8). Los mormones son politeístas, así como los testigos de Jehová, debido a que creen en la existencia de dos o más dioses. Por lo tanto, esto los excluye del cristianismo.

 

2.    La Unión Hipostática: Jesús es, tanto Dios como hombre.

 La suficiencia del sacrificio de Cristo: El sacrificio de Cristo es completamente suficiente para pagar por todos los pecados del mundo.

 Como Dios: Sólo un sacrificio perfecto a Dios es capaz de limpiarnos de nuestros pecados. Esta es la razón por la que Dios se encarnó en la persona de Jesús, para así, morir por nosotros.

 Él tuvo que morir por los pecados del mundo (“Y él es la propiciación por nuestros pecados; y no solamente por los nuestros, sino también por los de todo el mundo.” 1ª Juan 2:2). Sólo Dios pudo haberlo hecho.

 Como hombre: Jesús tiene que ser un hombre para que pueda sacrificarse por el hombre.

 Como hombre Él puede ser el Único Mediador entre Dios y los hombres. (1 Ti 2:5).

 

3.    La Salvación es por Gracia

 Efesios 2:8-9: “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; 9 no por obras, para que nadie se gloríe.”

 Gálatas 5:4: “De Cristo os desligasteis, los que por la ley os justificáis; de la gracia habéis caído.”

 Este versículo y su contexto enseñan claramente que si Ud. cree que es salvo por fe y por obras entonces, no puede ser del todo, salvo. Este es un error común en los cultos no cristianos. Debido a que ellos tienen al falso “jesús”, ellos tienen una falsa doctrina de salvación. (Por favor, leer: Romanos 3-5 y Gálatas 3-5).

 Ud. no puede agregarle sus obras a la obra de Dios: “No desecho la gracia de Dios; pues si por la ley fuese la justicia, entonces por demás murió Cristo.” (Gá 2:21).

 Romanos 3:20: “ya que por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado.”

 Romanos 4:5: “mas al que no obra, sino cree en aquel que justifica al impío, su fe le es contada por justicia.”

 Gálatas 3:21: “¿Luego la ley es contraria a las promesas de Dios? En ninguna manera; porque si la ley dada pudiera vivificar, la justicia fuera verdaderamente por la ley.”

La salvación no es la resurrección universal como enseñan los mormones. Más bien, es la salvación del justo juicio de Dios sobre toda la humanidad. Aun más, la salvación, la cual es el perdón de pecados, es llevada a cabo sólo por la fe (Ro 4:1-11).

 El catolicismo romano niega la salvación por gracia a través de la sola fe en Cristo. Por lo tanto, el romanismo también está fuera del cristianismo.

 

4.    La Resurrección de Cristo

 1ª Corintios 15:14: “Y si Cristo no resucitó, vana es entonces nuestra predicación, vana es también vuestra fe.”

 1ª Corintios 15:17: “y si Cristo no resucitó, vuestra fe es vana; aún estáis en vuestros pecados.”

 Estos versículos, claramente enseñan que si Ud. dice que Jesús no resucitó de entre los muertos, con el mismo cuerpo con el que murió (Jn 2:19-21), su fe es inútil.

 Negar la resurrección física de Jesús es negar que la obra de Jesús fuera una ofrenda satisfactoria para el Dios el Padre. Esto significaría que Jesús era corrupto y debería haber permanecido en la tumba. Pero Él no necesitó permanecer en la tumba ya que Su sacrificio además de perfecto fue aceptado por el Padre.

 Tanto los testigos de Jehová como los musulmanes niegan la resurrección de Jesús. Por lo tanto, están fuera del cristianismo.

 

 5.    El Evangelio

 Gálatas 1:8-9: “Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. 9 Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema.

 Los vv. 8 y 9 son una afirmación declarativa de que Ud. debe creer el evangelio. El mensaje del evangelio, el cual en su totalidad, declara que Jesús es Dios encarnado, que murió por los pecados, resucitó de entre los muertos y da gratuitamente el don de la vida eterna a aquellos que creen.

 Aun más, no sería posible presentar adecuadamente el evangelio sin declarar que Jesús es Dios en carne por lo que dicen, Juan 1:1,14; 10:30-33; 20:28; Colosenses 2:9; Filipenses 2:5-8; Hebreos 1:8.

 Lo que es verdaderamente el evangelio.

 1ª Corintios 15:1-4: “Además os declaro, hermanos, el evangelio que os he predicado, el cual también recibisteis, en el cual también perseveráis; 2 por el cual asimismo, si retenéis la palabra que os he predicado, sois salvos, si no creísteis en vano. 3 Porque primeramente os he enseñado lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras; 4 y que fue sepultado, y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras;”

 Dentro de estos versículos están las doctrinas esenciales: Cristo es Dios encarnado (Jn 1:1, 14; 10:30-33; 20:28; Col 2:9.) La salvación, se recibe solo por fe (Jn 1:12; Ro 10:9-10); por lo tanto, es por gracia. La resurrección también es mencionada en el v. 4. Por lo tanto, este mensaje del evangelio incluye las doctrinas esenciales.

 

 6.    El Monoteísmo

 Hay un solo Dios (Éx 20:3; Is 43:10; 44:6,8).

“No tendrás dioses ajenos delante de mí. 4 No te harás imagen, ni ninguna semejanza de lo que esté arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra. 5 No te inclinarás a ellas, ni las honrarás; porque yo soy Jehová tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen, 6 y hago misericordia a millares, a los que me aman y guardan mis mandamientos.” (Éxodo 20:3-6. Ver también Isaías 43:10; 44:6, 8).

 Podemos ver que Dios visitará la iniquidad de los descendientes de aquellos que no siguen al verdadero y viviente Dios.

 

Dios Los Bendiga..!!

Continuará…!! Parte 2

Atte: Atalaya – Jose Antonio Valladares

Siervo de JESUCRISTO

NOTA: PUEDEN COMPARTIRLO

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

¿CUÁL ES REALMENTE LA PALABRA DE DIOS? LA DOCTRINA – EL DOGMA – LA OPINIÓN o CRITERIO

Imagen

Por motivo a tantas inquietudes y preguntas de muchos amados hermanos y hermanas en la Fe, he tomado la decisión de realizar una serie de estudios esclarecedores de La Verdad Bíblica, donde la depuración a La Sana Doctrina es sumamente importante para éste último tiempo.

Enseñar a las ovejas del Señor Jesucristo a diferenciar entre La Doctrina, El Dogma y La Opinión o Criterio del “APÓSTOL o PASTOR” de una Iglesia, es un deber de todo Maestro o Atalaya para que los creyentes no sean victimas de MANIPULACIONES Y AMEDRENTAMIENTOS que en ocasiones son excesivas por parte de “Líderes” ANALFABETOS, Bíblicamente hablando.

INTRODUCCIÓN:

Cuando los problemas no son corregidos bíblicamente, perjudican al cristiano de tal modo que su crecimiento espiritual puede ser comprometido seriamente y en algunos casos hasta neutralizados.

Esto incide directamente en la vida del cristiano de tal manera que anula su testimonio, o peor aún, éste puede traer vergüenza sobre el nombre de Cristo. A causa del gran número de personas que se convierten al cristianismo diariamente en el mundo hispano, se ha creado un vacío en lo que tiene que ver con la capacitación de los nuevos cristianos, debido a la escasez de maestros-pastores de Sana Doctrina en el campo Evangélico.

Es necesario, por ende, proveer una guía que alerte a los nuevos creyentes sobre los peligros que acechan su nueva vida en Cristo.

NINGUNA denominación es contenedora de la verdad absoluta en su DOCTRINA pero lo que una denominación si puede, es acercarse los más posible a LA SANA DOCTRINA. Ahora quisiera abordar el asunto de las diferencias que existen entre EL DOGMA, LA DOCTRINA Y EL CRITERIO u OPINIÓN.

EL DOGMA:

En su origen (del latín dogma, y este del griego δόγμα) el término podía significar una norma o decreto emitido por una autoridad, o una opinión característica de una escuela filosófica.

Un dogma es, según el Diccionario de la Real Academia Española, una proposición que se asienta por firme y cierta y como principio innegable de una ciencia. Sin embargo, su sentido más común es el de una doctrina sostenida por una religión u otra organización de autoridad y que no admite réplica; es decir, es una creencia individual o colectiva no sujeta a prueba de veracidad.

Algunas religiones se basan en un sistema de enseñanza DOGMÁTICO es decir, el conjunto de todas sus enseñanzas no admite cambio ni replica, tal es el caso de La Iglesia Católica.

Los dogmas en si no son malos pues hay enseñanzas bíblicas tan ciertas que no pueden ser sujetas a replica ni cambio por ejemplo: LA SALVACIÓN POR FE EN JESUCRISTO, LAS CONSECUENCIAS DEL PECADO, LA EXISTENCIA DEL ALMA, LA EXISTENCIA DESPUÉS DE LA MUERTE, ETC.

Pero hay que puntualizar que cada religión e incluso cada denominación pueden aceptar o tener sus propios dogmas.

En el protestantismo en vez de usar la palabra dogma, utilizamos algo así como: VERDADES FUNDAMENTALES sin las cuales es imposible confesarse como cristiano, muchas denominaciones lo manejan como EL CREDO, donde se presentan sus verdades fundamentales; dichas verdades fundamentales no son sin embargo aun TODA LA DOCTRINA.

LA DOCTRINA (del latín doctrina)

Es un conjunto coherente de enseñanzas e instrucciones. Pueden estar basadas en un sistema de creencias sobre una rama de conocimiento, campo de estudio o ciencia concreta.

“Doctrina” significa “enseñanzas”. “Doctrina [dok’tɾina] 1 enseñanza que se da a una persona en una disciplina determinada. Doctrina social de la Iglesia. 2 conjunto de ideas o creencias sostenidas por un grupo o persona. (Copyright © 2009 K Dictionaries Ltd)

Por otra parte tenemos a nuestra consideración LA SANA DOCTRINA, dado que ninguna denominación contiene LA VERDAD ABSOLUTA en su doctrina, a lo mas que puede aspirar una denominación es acercarse lo más posible a LA SANA DOCTRINA, la doctrina de una denominación incluso la nuestra no es aun perfecta, pero puede ser perfectible, lo que obviamente implica realizar cambios en ese conjunto de enseñanzas.

a) En el contexto de estos estudios, la “sana doctrina” es el cuerpo de las “buenas enseñanzas” de Cristo y los apóstoles encontrado en el Nuevo Testamento. Se trata de las normas y directrices que gobiernan la organización, la vida y las obras de la Iglesia.

b) Por ser inspirada, autoritativa, vigente y aplicable universalmente a la iglesia, esta “sana doctrina” (1 Timoteo 4:16; Tito 2:1), “buena doctrina” (1 Timoteo 4:6), “doctrina de Cristo” (Hebreos 6:1; 2 Juan 9-11), no es, en definitiva, materia opinable.

OPINIÓN O CRITERIO:

Significa: “…apreciación, concepto, criterio, dictamen, idea, impresión, juicio, parecer” (Diccionario de uso del español, Tomo II, Pág. 567).

Ahora veamos lo que tiene que ver con el asunto de la OPINIÓN o CRITERIO, cuando hablo de criterio me refiero a la opinión individual de cada pastor para determinar la manera más correcta de obedecer una enseñanza. El uso del criterio también se da, debido a que existen ciertas doctrinas en que Las Escrituras no son especificas de cómo llevar esa enseñanza a cabo.

a) En la Biblia, hay muchos puntos y asuntos sobre los cuales podemos opinar porque no figuran como doctrinas dadas por el Espíritu Santo para todo creyente en todo lugar, durante toda la Era Cristiana.

b) Las opiniones, por ser apreciaciones, juicios o pareceres particulares, no son inspiradas. Por consiguiente, jamás deberíamos permitir que sean causas de tropiezos, enajenamiento o división.

Viendo pues que los criterios a veces pueden ser perjudiciales y a veces buenos, ¿Qué solución le podríamos dar? ¿Sería una solución USAR EL DOGMA EN TODAS LAS ENSEÑANZAS y no permitir cambios, ni permitir que se discutan los puntos y establecer un conjunto de reglas total y completamente inflexibles? No lo creo, más bien esto traería más problemas que soluciones.

INFERENCIA:

“Inferencia [infe’ɾenθja] deducción de una cosa a partir de otra.
Hacer una inferencia falaz. (© 2009 K Dictionaries Ltd.) “Inferir.” “Sacar una conclusión por medio de un razonamiento, a partir de una situación anterior o de un principio general. Colegir, deducir.” (Diccionario Manual de la Lengua Española Vox. © 2007 Larousse Editorial, S.L.)

La enseñanza implica la interacción de tres elementos: el profesor (docente o maestro); el alumno, (discípulo o estudiante); y el sujeto u objeto del cual procede la fuente confiable de conocimiento, en este caso la Biblia (Los escritos de todos los Autores inspirados por Dios y los Principios Divinos de conducta, la historia, los modelos y las promesas que contiene la Escritura).

Dentro del ámbito de la Iglesia, es necesario diferenciar entre lo que es dogma (norma propuesta por las autoridades como política institucional, necesaria para mantener un orden) de lo que es Doctrina que debe estar fundamentada en La Palabra de Dios.

Es necesario tener en claro la diferencia entre dogma y doctrina. A muchos les conviene que las congregaciones no entiendan que es lo uno y lo otro. De esta manera hacen pasar sus ordenanzas como algo santo, indiscutible e inobjetable. Ordenan cualquier cosa y ante el mínimo atisbo de protesta, la autoridad esgrime que hay un “Espíritu inmundo de Rebeldía”. Que la bendición está en la obediencia (y que esta debe ser ciega, sorda y muda) cuando la obediencia es hacia la Palabra de Dios y las cosas que están de acuerdo con la Biblia.

Algunos ministros trasladan la “Infalibilidad Papal” para aplicarla al pastor, resultando entonces que el “Pastor es Infalible” lo cual, obviamente no es cierto.

Por otra parte, si prestamos atención a la definición de enseñanza, podemos ver que claramente los actores son tres:

I. Los profesores, docentes, maestros o instructores

II. Los alumnos o discípulos

III. El objeto del conocimiento

Es obvio que el que enseña debe saber, tener un conocimiento integral del objeto de la enseñanza. Bíblicamente podemos observar que las diferencias entre los que se ocupaban de enseñar y los discípulos era enorme, aquí van algunos ejemplos:

a. El más notorio es el de Jesús y los discípulos.

b. A fin de poner algo menos extremo también podemos citar a Pablo con Timoteo o Tito.

c. El autor de Hebreos y sus discípulos (que aparentemente estaban siempre estancados en las lecciones de Hebreos 5 y no conseguían pasar a las de Hebreos 6).

Y así podemos seguir con los demás hombres de Dios que aún hoy nos enseñan a través de las Escrituras.

CONCLUSIÓN:

Es necesario que formemos más maestros, que podamos dar en las congregaciones una instrucción integral. De las personas que se acercan a la Iglesia Evangélica, un 70% son analfabetos funcionales, es decir saben leer, escribir, han terminado sus estudios primarios y cursado parte de los secundarios, saben manejar medianamente la tecnología. Sin embargo leen tan mal que no pueden interpretar los textos.

Para colmo se les da a leer una Biblia versión RV 60, en un español del año 1603. Si a esto le agregamos que la mayoría de los instructores (Lideres de grupo) están más o menos en su misma condición, podemos entender los resultados: Congregaciones que después de 25 años de iglesia no han leído ni siquiera la Biblia entera ni logran entenderla.

Sin lugar a dudas necesitamos más maestros que además de estar llenos del Espíritu Santo se encuentren bien formados y entrenados, a fin de sacar de la Iglesia todas las enseñanzas sin base Bíblica, los Dogmas nacidos de malas interpretaciones, las tradiciones sin Fundamento Bíblico, que ha llevado a muchos a convertirse en Legalistas o Liberales.

Continuará…!!

Dios Los Bendiga..!!

Atte: Atalaya – Jose Antonio Valladares
Siervo de JESUCRISTO

NOTA: PUEDEN COMPARTIRLO

3 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

ENTREVISTA desde DALLAS, TEXAS – EE.UU

Estimados hermanos y amigos, LES INVITO A SINTONIZAR

Radio Ebenezer 106.9 Fm y www.ebenezertv.com

Reproductor Windows Media: www.kylp.net

Día: Sábado 18/01/2014

HORA: 5:30pm

Lugar: Dallas, Texas – EE.UU

TEMA: La Metafísica en La Iglesia 

CONFERENCISTA INVITADO: José Antonio Valladares

Programa Radial: La Última LLamada por el Evangelista Jose Funes 

BUSCAR DIFERENCIAS DE HORARIO:

http://www.diferenciahoraria.info/

Deja tu comentario sobre el Tema…!!

Dios Los Bendiga..!!

NOTA: PUEDEN COMPARTIRLO.

 Imagen

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

¿ YO TE BENDIGO ? UNA EXTRAÑA COSTUMBRE QUE DEBE PREOCUPARNOS

Imagen 

Hablemos un poco sobre la expresión: ”Te bendigo”, y de la misma palabra ”Bendecir”. No es raro hoy en día escuchar a personas cristianas diciendo a otras: ‘‘Te bendigo”; pero veamos lo que implica esta expresión. Según la Real Academia Española, algunos de los significados de la palabra ”bendecir” son los siguientes:

  1. Alabar, engrandecer, ensalzar.
  2. Dicho de la Providencia: Colmar de bienes a alguien, hacerlo prosperar.
  3. Invocar en favor de alguien o de algo la bendición divina.

La primera definición de arriba es la que se aplica a Dios respecto a nosotros. La segunda hace referencia a las bendiciones que Dios nos da. La tercera se refiere a cuando colocamos el Nombre de YHVH sobre alguien, diciéndole: ”Que YHVH te bendiga”, o simplemente: ”Que Dios te bendiga”. Por otra parte, la palabra ”bendecir” viene del latín ”benedicere”, que significa: ”Decir bien”. De la misma manera la palabra” maldecir” viene del latín ”maldecire”, que significa: ”Decir mal”. De modo que cuando decimos algo bueno a alguien, lo bendecimos; y cuando decimos algo malo a alguien, lo maldecimos.

¿En qué sentido podemos bendecir a Dios? En el sentido de que podemos alabarlo, engrandecerlo y ensalzarlo. Y esto podemos hacerlo mediante palabras y mediante hechos. La palabra griega para ”bendecir” es ”euloguéo” (εὐλογέω), que en español se refiere a un elogio, y también significa: ”Decir bien”. Y la palabra hebrea para ”bendecir” es ”barak”(בָּרַךְ), y uno de sus significados es ”loar”. De manera que cuando elogiamos a Dios, lo bendecimos; tal como está escrito: ”Bendeciré (ELOGIARÉ) a YHVH en todo tiempo; su alabanza estará de continuo en mi boca”(Salmo 34:1). Pero podemos bendecir a nuestro Dios, no sólo de palabras, sino también haciendo obras beneficiosas, no directamente a Él, porque Él no tiene necesidad de que nosotros le proveamos de algo para prosperarlo, sino más bien a nuestros prójimos, para que el Nombre de Dios sea ensalzado y engrandecido. Tal como lo dice Mateo 5:16”Así alumbre la luz de ustedes delante de los hombres, para que vean sus buenas obras, y glorifiquen (BENDIGAN, ENGRANDEZCAN, MAGNIFIQUEN) a su Padre que está en los cielos”.

¿En qué sentido podemos bendecir a nuestros hermanos y a las demás personas? No es lo mismo decir: ”Te bendigo”, que decir: ”Dios te bendiga”; porque con esa segunda expresión el que bendice no es aquella persona, sino Dios. ¿Y qué quiere decir que Dios nos bendice? Pues quiere decir que Dios HARÁ ALGO lo cual mejorará de alguna manera nuestra situación económica, material, mental o espiritual. Decir ”te bendigo” sólo por decirlo, sin hacer nada, no beneficia en nada, por lo tanto no es una bendición, puesto que una bendición es la obra o el producto que traerá bienestar a tu vida. Cuando una persona te dice: ”Te bendigo”, queda implícito que esa persona tiene que hacer algo para mejorar tu estado general; y si no hace nada, entonces no es una bendición. Pero cuando Dios bendice, lo hace prosperándonos y dándonos bienestar.

UNA EXTRAÑA COSTUMBRE QUE DEBE PREOCUPARNOS.

En los últimos años, amplios sectores de la comunidad evangélica vive pasando de una novedad sensacional a la siguiente. Entre esas modas recientes está la costumbre de decir “Yo te bendigo” en vez del tradicional “Dios te bendiga”. Aunque eso ya es muy común, y no dudo de la sinceridad y buena voluntad de las personas que me lo dicen, tengo que confesar que me entran dudas cada vez que alguien proclama esa solemne bendición sobre mi existencia. Me pregunto exactamente qué puede significar, o qué estará pensando esa persona. ¿Será simplemente una versión evangélica de “Buena Suerte”? Para ser sincero, esa invocación solemne no parece haber traído ningún beneficio concreto en mi vida (que de por sí es maravillosamente bendecida por Dios). Me cuesta tomar con seriedad una bendición puramente verbal y formal, por un desconocido o una desconocida que pronto se olvidará de mí y desaparecerá de mi vida, como yo de la vida suya. 

Me confunde aun más el otro lado de este nuevo fenómeno, y es que el flamante “Yo te bendigo en el nombre del Señor” ha desplazado casi totalmente la invocación de la bendición Divina. Ya se oye muy poco “Dios te bendiga”, y algunos hasta lo entienden como una falta de fe, una timidez en asumir la autoridad que Dios ha puesto en las manos nuestras y por ende ya no en las manos de él.

Parece que esta “renovación” nace de una enseñanza que nos trajo el famoso pastor coreano, Yonggi Cho. Yo mismo escuché su sermón cuando explicó que si Cristo nos ha entregado las llaves del cielo a nosotros, entonces ya no las tiene él. ¿Podría haber algo más obvio que eso? Después de su sermón, el reverendo asiático dividió a todos los presentes para ejercer el poder de las llaves sobre sus respectivos territorios y proclamar bendición sobre sus provincias. Después, unos pastores alquilaron una avioneta para echar aceite, en el nombre del Señor, sobre las ciudades y campos, montañas y valles, de todo el país. La fuerza mística de la “bendición” taumatúrgica, reforzada por la fuerza mística del aceite bendecido, debía asegurar avivamiento y una notable transformación.

Aunque la nueva doctrina de Yonggi Cho es lógicamente irrefutable, no es bíblica y de hecho es peligrosa para la Iglesia. Lo que Cristo comparte con nosotros, no lo pierde él. El sigue siendo Señor de la iglesia y de la historia; las llaves todavía están en sus manos. Inferencias doctrinales, aun cuando son lógicamente válidas, pueden llevarnos a herejías. Muchas enseñanzas de los Testigos de Jehová y los Mormones son rigurosamente lógicas, pero gravísimos errores doctrinales. No toda inferencia lógica del texto es fiel al sentido de él y al mensaje que el Espíritu Santo inspiró”.

A menudo me pregunto, “¿En qué cree este hermano que él (o ella) me puede bendecir? ¿Qué autoridad cree tener para declararme bendecido?”. Creo que no exagero al ver aquí un vestigio del catolicismo tradicional, entre las muchas cosas poco bíblicas del catolicismo que los evangélicos hoy vamos incorporando en nuestra práctica religiosa en vez de otras cosas buenas de ellos. Cuando alguien me pronuncia una bendición de ésas, me digo, “Sólo falta que me bendijera el santo padre en Roma”. ¿Pero creemos los evangélicos en la fuerza espiritual de “una bendición papal”. Personalmente, y con todo respeto, no creo que el Papa ni nadie más me puede declarar bendecido; eso sólo Dios puede hacer. Lo que pasa es que entre los evangélicos, no creemos en el Papa pero muchos queremos ser pequeños “papitos” y repartir bendiciones papales. 

Me parece que el fenómeno bajo consideración es síntoma de un problema más general. El “cristianismo lite” de nuestra época ha acentuado al extremo el individualismo y  el egocentrismo, y en muchos casos el egoísmo, que son típicos de nuestra sociedad moderna. Hoy los líderes de la iglesia se aferran a sus títulos, y en muchos casos lucran con el evangelio. A menudo hay un culto a la personalidad del líder y admiramos más al ser humano por quien Dios actúa que a Dios mismo. Y en la mayoría de estos casos, son los mismos apóstoles, profetas, evangelistas, sanadores y conferencista que cultivan celosamente este culto a su propia personalidad. 

En esa subcultura personalista los creyentes comunes y corrientes merecen también su cuota de auto-gratificación numinosa, su propia tajada de poder espiritual. No quiero juzgar mal, pero sospecho que el poder pronunciar bendiciones bajo su propia autoridad, con un “Yo te bendigo”, da cierta satisfacción personal a estos hermanos y hermanas “bendecidores”, que un humilde “Dios te bendiga” no ofrecería. Aunque no sean apóstoles ni profetas, ni predican ni cantan ni curan, por lo menos pueden andar repartiendo solemnes bendiciones a diestra y siniestra..

El culto a la personalidad, esta religión de gratificación egoísta que permea nuestra comunidad evangélica hoy, es muy cuestionable bíblicamente. En el Nuevo Testamento, por ejemplo, un “don de sanidad” es el acto de Dios de dar salud a un enfermo, no alguna fuerza supernatural de curación que poseyera algún ser humano. Hoy día, si Dios en su gracia sana a un enfermo, mañana el milagro aparece en televisión y el sanador es famoso. Parecido pasa con evangelistas, conferencistas y salmistas. La gloria y la honra van al agente humano y no al Actor divino que sanó y que bendijo. Me parece que algo parecido pasa con la nueva moda de “Yo te bendigo, hermano”. 

Es muy aleccionador el ejemplo de Pedro y Juan en los Hechos 4. Después de la curación del cojo, con el hombre sanado agarrado de sus brazos, los apóstoles rechazan todo mérito por lo que había ocurrido. “Varones israelitas, ¿por qué ponéis los ojos en nosotros, como si por nuestro poder o piedad hubiésemos hecho andar a éste?” (Hch 3:12). ¡No dirigen sus miradas hacia nosotros, decían Pedro y Juan; queremos desaparecer para que sólo se contemple el rostro de Cristo! Hoy día parece lo contrario, que algunos sanadores dicen en efecto, “Miren estas manos; estas manos tienen poder para sanar”. 

En otro sentido, es cierto que todos debemos ser de bendición unos a otros. En su sentido bíblico, “bendición” significa vida, salud, bienestar (Dt 30:19-20). Las lluvias y los pozos, los buenos partos y buena lactancia (Gén 49:25) son bendiciones que sólo Dios puede dar, pero nosotros podemos colaborar con Dios en realizarlas. Dios prometió bendecir a Abraham para que él fuera de bendición a todas las familias de la tierra. Esa promesa introduce el tema central del libro de Génesis: ¿cómo ser de bendición a los demás? Abraham bendijo a Lot, y hasta a los reyes de Sodoma y Gomorra, no por pronunciar fórmulas sobre ellos sino por defender su bienestar integral. Igual con Isaac, Jacob y especialmente José. José cumplió a cabalidad la promesa a Abraham, reorganizando la economía de Egipto para defender la vida, no sólo de Egipto ni sólo de los hebreos, sino de todas las naciones vecinas.

Amado hermano, amada hermana, si quieres bendecir al pobre, dale algo que le puede ayudar en su necesidad. Si quieres bendecir al enfermo, no añada a su sufrimiento con frases piadosas o fórmulas vacías, sino tomarle la mano y orar por su salud, su paz y su bienestar integral. Si quieres bendecir a un matrimonio en crisis, o con hijos drogadictos, acompáñalos en su dolor y lucha y busca maneras de ayudarlos. Si quieres bendecirme a mí, regálame tu sonrisa cálida y tu amor sincero, y ora por mí y mi familia, con un buen “Dios te bendiga, amado hermano y a vuestra familia”.

¡Eso sí es una excelente manera de bendecirnos unos a otros!

Dios Los Bendiga…!!

Atte: Atalaya – Jose Antonio Valladares

Siervo de JESUCRISTO

NOTA: PUEDEN COMPARTIRLO

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

LA MASONERÍA: LA CONSPIRACIÓN DEL ANTICRISTO

Image

LA MASONERÍA

1. Orígenes.

La palabra masón proviene del inglés “masón” y del francés “maçon”. Ambos términos significan “albañil”. Los orígenes de la masonería se pierden en el tiempo y pueden ser tan lejanos como los orígenes del oficio de la construcción. Entre los antecedentes legendarios, existe el mito de Hiram Abif, arquitecto y constructor del templo del rey Salomón. Según la masonería este arquitecto sería uno de los primeros masones de la historia quien habría transmitido su arte hasta nuestros tiempos por tradición simbólica.

En los antecedentes históricos podemos destacar la existencia de los “collegia”, antiguos gremios de constructores durante el imperio romano. Estos gremios de constructores tomaron mucha fuerza durante la Edad Media y se desarrollaron independientemente en varios países. Se dividían en “logias”. En su época de mayor influencia arquitectónica, trabajaron para la
Iglesia, construyendo todas las iglesias y catedrales de Europa, desarrollando el hermoso estilo gótico que caracterizó la arquitectura desde el siglo XI al XVI.

Como es natural a todo gremio, los masones defendían sus intereses corporativos. Por ello no daban a conocer los “secretos” del “Arte” a nadie que no fuera iniciado en alguna logia, para así mantener el monopolio de su actividad. Sus reuniones eran secretas, utilizaban un ritual para realzar dichas reuniones, usaban un lenguaje simbólico no asequible ni siquiera a los más ilustrados de su época y junto con esto desarrollaron una hermosa alegoría ética donde primaban conceptos como la rectitud, la fraternidad, la tolerancia, la universalidad, etc. Cada concepto era simbolizado por una herramienta de albañilería.

Internamente su organización consistía en grados. Estaban los aprendices, quienes pasaban 6 años sólo desbastando piedras brutas, escuchando en silencio en las reuniones donde se enseñaba el arte. Este “desbaste” de piedras brutas con mazo y cincel dieron pie a la hermosa alegoría del perfeccionamiento del espíritu profano lleno de aristas, con la ayuda de la inteligencia (cincel) para identificar y apuntar el defecto, y con fuerza (mazo) para eliminar ese defecto del carácter. El siguiente grado consistía en el de Compañero que era el verdadero masón. Cada logia contaba con un Maestro, que era un Compañero elegido por sus pares, y que dirigía los trabajos. Los masones consideraban su oficio como sagrado pues contribuían a la obra constructora de Dios. Las logias de diferentes países mantenían relaciones diplomáticas. Cualquier compañero podía viajar a otro país con alguna credencial de su logia y darse a conocer en otras logias por medio de señas y palabras secretas. Un masón que tenía la libertad de viajar era llamado masón “libre” o “francmasón”. Este “hermano” era aceptado y podía trabajar allí cuanto tiempo desease aprendiendo nuevas técnicas que podía transmitir a su regreso a su logia de origen.

Toda esta etapa es conocida como de la “Masonería Operativa”, no siendo más que un gremio que perfeccionaba su oficio, protegía sus intereses como cualquier gremio y sentía gran orgullo de su profesión.

Hacia mediados del siglo XVII la construcción de catedrales disminuyó dramáticamente. Por ello su actividad decreció y sus reuniones fueron tornándose cada vez más filosóficas. Esto fue de gran atractivo para algunos intelectuales y nobles, quienes veían de buen gusto el pertenecer a las logias a pesar de no haber trabajado jamás como albañiles. Las logias aceptaban a estos nuevos miembros pues les daba un mayor prestigio y niveles de contactos para obtener más trabajos. A estos nuevos miembros no operativos se les denominó “Aceptados”, y de allí la actual denominación de “masones libres, antiguos y aceptados”. Ya hacia fines del siglo XVII la actividad operativa llegó a ser nula por lo que las logias se reunían exclusivamente a la actividad “especulativa” o filosófica.

En 1717, cuatro logias de Inglaterra se reunieron en una taberna de Londres con el simple fin de conformarse como Gran Logia de Inglaterra y volverse a reunir en un año más. Para dirigir esa reunión se nombró como Gran Maestro al Pastor Presbiteriano James Anderson, quien redactó la Constitución Masónica que, entre otras cosas, prohibía el ingreso de ateos. En dicha constitución se fijaron las pautas del ritual a utilizar siendo aprobado el Rito de York. Sus principios se basaban en la libertad, igualdad y fraternidad, y su fin era el perfeccionamiento moral de cada miembro para transmitir la fraternidad y la tolerancia a la humanidad. Este evento generó un fuerte entusiasmo en una sociedad que tendía cada vez más al laicismo, y no se hizo esperar la fusión de las logias en grandes logias en el resto de Europa.

En Francia, la masonería tomó un cariz especial dada la influencia de ciertos caballeros escoceses que introdujeron un tal Rito Escocés Antiguo y Aceptado que, en todo caso, es desconocido en Escocia pues allí también se usa hasta hoy el rito de York. Esto degeneró en una masonería de 33 grados, cosa inexistente hasta entonces, con nombres rimbombantes, lo que resultó muy atractivo para la intelectualidad y nobleza francesas. Esto llevó a separar la masonería francesa en dos niveles: la masonería simbólica de 3 grados (aprendiz, compañero y maestro), y la filosófica de 30 grados que era la que dirigía (y dirige hasta hoy) los destinos de la masonería de cada país. La Masonería francesa encontró inmediatamente un rechazo doctrinal de parte de la Iglesia Católica, la que en esa época se encontraba fuertemente ligada al poder de la monarquía absoluta. Para los masones la monarquía absoluta era contraria a su visión de libertad, igualdad y fraternidad. La masonería francesa influyó en todas las masonerías latinas (España, Portugal, Italia, Latinoamérica) las que se transformaron en fuertemente anti católicas.


2. Definición de la Masonería.

La Masonería Especulativa es una organización secreta, iniciática y esotérica cuyo fin es el perfeccionamiento de sus adeptos para transmitir en su accionar en la sociedad los principios de Libertad, Igualdad y Fraternidad. Instan a sus miembros a la práctica de la tolerancia y la filantropía. Rechazan todo tipo de dogmas pues creen en la libertad de conciencia. Utilizan un método pedagógico basado en alegorías simbólicas provenientes de la Arquitectura y de la Construcción. Es de carácter secreto, no teniendo acceso al conocimiento del Arte más que aquellos aceptados por la Orden, quienes ingresan por invitación. La Masonería se organiza en grados, entre los cuales también se practica el secreto, no pudiendo un masón tener acceso a las enseñanzas de los grados superiores a él.

La Masonería no es una religión ni es un partido político. Aceptan entre sus miembros a hombres de toda creencia religiosa o política. No impone ninguna visión divina, para lo cual crea el concepto simbólico del Gran Arquitecto del Universo, cuyo fin es que simbólicamente responda a la particular visión de Dios o de la creación que tenga cualquiera de sus miembros. En la mayoría de las logias se pone la Biblia abierta en el altar, en otros países el libro sagrado de la religión dominante o en otras como en Francia y México, sólo la Constitución Política del país.

Sus reuniones son en base a rituales de un simbolismo proveniente también de la albañilería. En dichas reuniones se estudian lecturas sobre diversos temas simbólicos, filosóficos como algunos de actualidad, los que no pueden ser de tipo partidista ni proselitista. Incorporan a su bagaje filosófico los aportes de todos los grandes pensadores de la historia desde Hermes
Trismegisto hasta Ortega y Gasset, así como los misterios esotéricos de todas las culturas ancestrales tales como la egipcia, griega, hindú, arábiga, hebrea, oriental, además de la alquimia, el ocultismo, el tarot, el horóscopo, la astrología, etc.

Valoran en gran forma la Razón, elevándola a la herramienta fundamental del Hombre para alcanzar la Verdad, la felicidad y para que cada hombre construya su propia escala ética con las herramientas proporcionadas por la orden.

Hasta aquí la Masonería parece una institución anodina y preocupada del bien de la humanidad, con ideas puras y libertarias para la felicidad del hombre.

¿Por qué entonces hay tanta animosidad hacia ella?


3. Influencia Histórica.

El nacimiento en Inglaterra de la Masonería especulativa coincide con los primeros albores de la Ilustración. Muchos pensadores, políticos y nobles simpatizantes de la Ilustración se unieron a la Masonería al encontrar en ella mucha sintonía con sus ideas. Esto generó una honesta preocupación de la Iglesia pues ella veía en la Ilustración y en la Masonería graves errores, lo que podía generar muchas pérdidas de almas. Por su parte los intelectuales de la ilustración veían en la iglesia como un pilar de cautividad, la que contradecía a todo concepto de libertad, por lo que atacaron virulentamente a la Iglesia y la acusaron de mantener cautiva la
conciencia del pueblo a través de dogmas y supersticiones, cooperando con ello a la manutención del injusto sistema absolutista.

No todos los masones participaban necesariamente de todas estas ideas, surgidas no a partir de las ideas masónicas originales sino más bien de la mezcla con las ideas de la Ilustración, del racionalismo, del naturalismo y de las ideas democráticas y republicanas. Al desencadenarse la Revolución Francesa, muchos masones cayeron decapitados por orden de otros masones. La revolución francesa significó además la muerte de un sinnúmero de cristianos que dieron su vida por Cristo.

La influencia de la Revolución Francesa sobre otros países no se hizo esperar, generándose los movimientos independentistas de toda América. A partir de este evento se inició en América Latina una sórdida lucha desde inicios del siglo XIX hasta el siglo XX en que los movimientos políticos liberales bregaron por la secularización de las costumbres, por la separación de la Iglesia del Estado, por la tolerancia y libertad religiosa y civil, etc. Muchas de estas luchas hoy nos parecen desconcertantes pues incluso los Evangélicos Posmodernistas aceptan como positivos muchos logros atribuidos a partidos con fuerte influencia masónica. Para nadie hoy es negativo que haya libertad religiosa y que haya libertades civiles. Muchos masones son hoy admirados próceres e intelectuales de sus respectivos países como Rousseau,Voltaire, Danton, Robespierre, Marat, Miranda, Bolívar, San Martín, Sucre, O’Higgins, Washington, Franklin, Martí, Juárez, Mozart, Haydn, Goethe, Fleming, Garibaldi, Enrique VII de Inglaterra, Federico de Austria, Freud, Churchill y más recientemente los presidentes de USA Roosevelt (padre e hijo), Truman y Ford, Los Bush (padre e hijo). Sólo por nombrar algunos.

Las diferencias entre la Iglesia y la Masonería están teñidas de dolorosos hechos históricos y de encarnizadas luchas políticas y religiosas, pero sus diferencias se basan realmente en aspectos de carácter puramente doctrinal. La historia ha hecho que además esto se acreciente con odios y mutuas recriminaciones por errores de ambas partes. De allí que es necesario mirar con detenimiento las diferencias puramente doctrinales sin hacernos partícipes de los resquemores de la historia, para poder evaluar objetivamente por qué la masonería es incompatible con nuestra fe Evangélica.

4. Incompatibilidad doctrinal con el Cristianismo.

a. Anti dogmatismo: La masonería rechaza todo tipo de dogmas por considerarlos contrarios a la libertad de conciencia, bien supremo y último al que deben aspirar sus miembros. Sin embargo aceptan la ciencia como un logro del intelecto humano. Los masones no perciben en esto una contradicción evidente: en la ciencia no todo es demostrable. Existen los axiomas sin cuya existencia como punto de partida no puede construirse el cuerpo de conocimientos. No hay que demostrar los axiomas. Los axiomas son los necesarios “dogmas” de la ciencia sin los cuales no puede existir. La masonería, al enseñar a sus miembros que desechen todo tipo de dogmas, les está diciendo que no hay verdad objetiva, que toda verdad es relativa al
punto de vista de cada uno, creándose una doctrina de alto relativismo moral.

b. Racionalismo: La masonería propugna la Razón como la gran herramienta con la que el hombre puede llegar a la verdad y a formar su propia escala de valores. Este aspecto es uno de los más criticables de su doctrina pues pretende igualar la limitada capacidad intelectual humana con la Revelación, y por ende la razón está endiosada, es decir, reemplaza a Dios. De aquí surge la soberbia y la vanidad intelectual en la que suelen caer muchos masones. Todo aquello que la razón no logra entender debe desecharse o ponerse en duda, pretendiendo aplicar el método científico incluso para demostrar la existencia o no existencia de Dios. Como su existencia no es demostrable por la razón muchos masones son realmente ateos.

c. Panteísmo: Aún cuando aceptan a adeptos de cualquier religión y dicen no ser una religión, se enseña una visión panteísta. El panteísmo es la creencia en que Dios es todo. Si Dios es todo, o sea es una cosa y no es persona, entonces puedo concluir que yo soy Dios, lo que es un error. Por otra parte el panteísmo al enseñar que Dios es toda la creación, confunde al Creador con la Creación y lo despersonaliza. De allí que para ellos Dios no es alguien al que yo pueda hablarle ni que se preocupe personalmente de mí. Es un Dios sin amor que se manifiesta en las cosas, sin ningún objetivo ni plan específico para el hombre, quien sería una cosa más de la creación. Hay algunos pocos masones, normalmente cristianos protestantes o judíos, que rechazan esta visión diciendo que el panteísmo es una forma elegante y cómoda de ateísmo.

d. El Deísmo: Hay masones que también adscriben al deísmo, doctrina surgida durante la Ilustración y que plantea la existencia de un Dios persona y creador pero que no interviene en el curso de la historia ni en la vida individual de las personas.

e. Agnosticismo: La mayor parte de los miembros de la masonería latina adscriben al agnosticismo, doctrina filosófica que establece que no es posible llegar al conocimiento de lo absoluto, por lo que sólo podemos llegar al conocimiento de los fenómenos. Esta doctrina implica que, dado que no es posible llegar al conocimiento de lo absoluto, entonces perseverar en su búsqueda es una pérdida de tiempo. Los cristianos también creemos que no es posible llegar a Dios por nuestros propios medios. Lo que sabemos de Dios, es por la Revelación de Cristo, pero para la masonería aceptar la Revelación no es compatible con el racionalismo, por lo tanto el agnosticismo es más bien una invitación a no preocuparse de pensar en Dios y ponerlo fuera de la vida de las personas. El agnóstico vive sin Dios sólo porque no lo entiende. Pretende creer sólo en aquello que entiende. El cristiano no trata de entender a Dios, sino que le pide humildemente hacer Su voluntad, llenando con esto su vida y haciendo de Dios una experiencia vivencial diaria. Dios está vivo, Cristo está vivo, el Espíritu Santo está entre nosotros, aunque nuestra razón a veces no lo entienda del todo.

f. La Tolerancia: En general la tolerancia significa soportar la existencia de algo negativo pero inevitable: tolerar el dolor, tolerar algo desagradable, tolerar el error, etc. Sin embargo los masones ven la tolerancia con una connotación positiva. Para ellos se trata de tener la disposición para aceptar que el otro puede tener una porción de verdad en sus ideas, lo que a primera vista es bastante razonable. Pero ellos extrapolan la tolerancia hasta el nivel de las creencias, que son un nivel superior e inmutable de ideas. Las creencias no pueden tener el mismo grado de acomodación que las ideas. Hay creencias que conllevan la destrucción del hombre y otras su salvación. Las ideas son comparables a teoremas demostrables: si alguien me demuestra que estoy equivocado en mis ideas, estoy dispuesto a cambiarlas pues no destruyen la base sobre la que sustento mi vida, ni destruyen el camino de mi salvación. Mientras que las creencias son axiomas que sí sustentan la vida de las personas y, nuevamente, caemos en el tema de los dogmas. La tolerancia a todo implica nuevamente un rechazo a la existencia de una verdad objetiva alcanzable por fe y no por discusión y argumentación humanas, y a un total relativismo moral y religioso.

g. La Autoconstrucción de la Personalidad: Este elemento es muy actual, a pesar de venir desde el siglo XVIII, pues se amolda perfectamente a las actuales doctrinas de la Nueva Era donde el autoperfeccionamiento, la evolución personal del individuo y la sobrevaloración del “yo” son vistas como lo único necesario para estar en armonía con Dios, las personas, con
uno mismo y la naturaleza. Muchos masones caen en las garras de buscar controlar el poder mental, fuente de mayores vanidades y de entusiasmo ocultista, queriendo dominar sólo a través de la mente las naturales debilidades humanas, sin la ayuda de Dios. Es una tentación de auto-salvación, y por tanto una tentación a que uno mismo reemplace a Dios. Para el cristiano toda tentación sólo proviene del Maligno quien nos quiere lejos de Dios, que creamos que no necesitamos a Dios, que nos bastamos nosotros mismos y que somos omnipotentes para salvarnos solos, es decir, que nos creamos Dios. Por otra parte esta evolución individualista implica necesariamente un elitismo sólo para ciertos iniciados, al modo de los gnósticos del siglo II. Nada más alejado a la gracia y universalidad de la salvación, sin méritos propios, sólo por amor, que Jesús nos promete, partiendo por los más humildes y pobres de espíritu, no por los intelectuales y sabios.

h. El Culto Solar: Los masones, al hacer acopio de los misterios de muchas culturas ancestrales, toman para sí los cultos solares de dichas culturas, que vieron en el sol y en sus ciclos la fuente de vida y los cambios de la naturaleza que hacían posible la agricultura y la subsistencia. Por ello la masonería celebra con gran relevancia los solsticios de invierno y de verano, además de asociarlos a ausencia y presencia de luz espiritual. De hecho, durante la Revolución en Francia fueron abolidas todas las manifestaciones religiosas, reemplazándolas por procesiones de culto solar para celebrar los solsticios. Esto fue un retroceso de 10,000 años. Entonces los pueblos paganos atribuían toda la vida al sol que no es más que una cosa creada. Es de absoluto pecado a estas alturas continuar con estas adoraciones solares, pues desde Abraham sabemos que sólo Dios es fuente de vida, que el sol es instrumento de Dios para nuestra vida, pero no fuente de vida, pues es parte de la creación de Dios. Nuevamente estamos ante un elemento de la masonería para reemplazar a Dios.

i. Jesús: La masonería ve en Jesús al gran maestro de la Virtud, al cual insisten, sin base, en ligarlo con la secta judía de los Esenios y a relacionar, sin nada que lo demuestre, su vida desconocida entre los 12 a los 30 años con una supuesta formación iniciática en Egipto. Dicen que todo lo que enseñó fue en base a lo aprendido durante este período iniciático, así como que su doctrina es puramente esénica. Su muerte no habría sido tal y los supuestos ángeles que se aparecieron a María Magdalena serían en realidad médicos esenios que lo revivieron. En otras palabras Jesús sería uno más de los grandes iniciados de la humanidad, y no le reconocen condición divina alguna. Es curiosa la pretensión de la masonería de establecer hechos sin pruebas en la vida de Cristo que tienden a desvirtuar al cristianismo, considerando que proclama no ser una religión. Es curioso también que sea el cristianismo la única religión que recibe este ataque. Las religiones con carácter legalista (judía, musulmana), filosóficas (orientales), mágicas (hinduismo) o abiertamente mitológicas (griega, nórdicas, germánicas) son altamente valoradas y no reciben ataque alguno. Pareciera ser que deliberadamente pretendan socavar las bases del cristianismo.

j. Aborto y Divorcio: En general la Masonería es partidaria de legislar en estos temas, lo que no es aceptado por la Iglesia Evangélica. Sus razones son las mismas de todos los divorcistas y abortistas.

5. Conclusiones.

La Masonería especulativa, mezclada con los principios de la Ilustración y con los misterios esotéricos de culturas paganas, es una degeneración de sus orígenes operativos, se confunde hoy con los movimientos de la Nueva Era, en los que cada persona puede construir su escala moral, lo que equivale a que cada uno se hace su religión a su acomodo, y elige caracterizar a Dios como le resulte más cómodo. La idea principal de estos movimientos como la Masonería, los Rosacruces y los movimientos Hermetistas, etc., es la auto superación, creyendo que el hombre es capaz de salvarse a sí mismo sin Dios a través del conocimiento elitista y de la evolución de los iniciados, negando la gratuidad y universalidad de la redención de Cristo, partiendo por los menos sabios y los que sufren.

La masonería genera en sus miembros una auto-satisfacción con juegos intelectuales de alto vuelo. Sus miembros se gozan en sus propias elucubraciones intelectuales y buscan ser admirados por su conocimiento y sabiduría. Los masones se sienten soberbiamente fuera del mundo que llaman “profano”, y creen ser los únicos que guardan los misterios ancestrales a los cuales el pueblo ignorante no tiene ni debe tener acceso.

La Masonería Latina es fervientemente anti cristiana desde sus orígenes, atacándola política y doctrinalmente como a ninguna otra religión. Las razones son evidentes dadas las enormes diferencias doctrinarias aquí explicadas: las doctrinas masónicas alejan al hombre de Dios y lo reemplazan por el mismo hombre.

La Masonería hostiga y reseca el corazón del hombre. No da cabida para que el corazón acepte lo que la razón niega: que el poder de Dios no se compara con nada que podamos siquiera imaginar, y que lo que Dios es capaz de hacer supera infinitamente lo que nuestra razón es capaz de comprender. De allí que dejar toda esperanza de verdad y felicidad en manos de nuestra propia limitada razón humana es de una soberbia sin medida, y un camino seguro a la
desesperanza y la muerte espiritual.

Dios Los Bendiga..!!

Atte: Atalaya – Jose Antonio Valladares

Siervo de JESUCRISTO

NOTA: PUEDEN COMPARTIRLO.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

ESTUDIO SOBRE LAS DIFERENCIAS ENTRE EL SELLO, LA LLENURA, EL BAUTIZO Y EL DON DEL ESPÍRITU SANTO Y FUEGO

 

 

Imagen

En este estudio sobre  El Sello, La Llenura, El Bautismo y El Don del Espíritu Santo y Fuego, hay muchas personas dentro del pueblo de Dios que no conocen sobre esta gran bendición y no saben hacer las respectivas diferencias. Mi deseo es mi anhelo, y mi anhelo es que todos puedan ser edificados y revestidos del poder desde lo Alto, como lo fueron todos los discípulos de Jesús en “Hechos 2”, por la misericordia del Eterno. 

 

1. El Sello

 

2. La LLenura

 

3. El Bautismo en Espíritu Santo y Fuego y su significado

 

4. ¿Qué diferencia hay entre; “tener al Espíritu Santo y ser bautizado en el Espíritu Santo y fuego?

 

5. ¿Cuáles son las señales que se manifiestan al ser bautizado en Espíritu Santo?

 

6. ¿Para qué se necesita este bautizo en la vida del creyente?

 

7. ¿Qué le impide al creyente recibir el Bautismo en el Espíritu?

  

8. El Hablar en lenguas, ¿Qué significa?, y ¿Para qué es?

 

 

SELLADOS Y LLENOS DEL ESPIRITU SANTO

 

TEXTO:  EFESIOS  1 : 13 – 14.

 

La epístola de Pablo a los Efesios pretende motivar a los hermanos de aquella iglesia a crecer en fe, amor, sabiduría y revelación. Que se fortalezcan en Dios y sigan firmes en el fundamento absoluto que es Cristo Jesús. En este pasaje el apóstol menciona las maravillosas bendiciones que Dios nos ha entregado por medio de nuestra fe en Cristo. Fuimos predestinados para salvación en la presciencia de Dios. El versículo 13 dice que desde el día que creímos fuimos sellados con el Espíritu Santo, el cual se convierte en las arras de nuestra herencia. ¿Cuáles son las diferencias entre ser sellados, bautizados y llenos del Espíritu Santo? ¿Qué significado tienen estas tres obras del Espíritu en el hijo de Dios?.

 

  • El Sello del Espíritu Santo.

 

Esto indica que al momento de convertirnos, de creer en el señor, de aceptar a Jesús, el señor nos sella o nos marca como propiedad de Dios; “y el que nos confirma con vosotros en Cristo, y el que nos ungió, es Dios, el cual también nos ha sellado y nos ha dado las arras del Espíritu en nuestros corazones” 2ª. Corintios 1.22. Sello significa utensilio que sirve para estampar las armas, dinero o cifras en el grabadas. Lo queda estampado, impreso y señalado con el mismo sello. Quiere decir entonces que el sello del Espíritu Santo es ahora, la marca distintiva de los que son de Dios. Al aceptar a Jesús nos convertimos en hijos de Dios, somos salvos y el Espíritu Santo viene a nosotros para hacernos legalmente propiedad de Dios, el da testimonio a nuestro espíritu de que somos hijos de Dios (Romanos 8:16) el creyente por lo tanto tiene evidencia de que es un autentico hijo de Dios, adoptado, recibido, perdonado, salvado, justificado, regenerado y santificado (2ª. Timoteo 2:15) Pablo dice a los hermanos; “y no contristéis al Espíritu Santo de Dios, con el cual fuisteis sellados para el día de la redención” Efesios 4:30 (Juan 3:36, Galatas 4:6, 2ª. Corintios 5:5).

 

 

El termino ARRAS indica garantía, lo que se entrega, objeto o dinero para asegurar una compra, las arras tenían un valor jurídico, eran una señal externa de consentimiento prestado, una garantía de ejecución. Dios es fiel en cumplir todas sus promesas y para ello ha dado el Espíritu Santo a los creyentes, esa es la garantía de que el cristiano tiene la salvación y la herencia en el reino de los cielos. Las arras de Espíritu son una prenda del cumplimiento de las promesas divinas. Recordemos que el día de la redención (la venida del Señor) el cristiano será parte de esa bendición por el hechode tener el Espíritu del Señor.

 

  • La LLenura del Espíritu Santo.

 

Muchas veces en la Escritura se usa esta frase para referirse también al bautismo en el Espíritu, pero en realidad es diferente, puesto que la llenura se refiere específicamente a que cada creyente debe mantenerse cada día lleno del Señor (Efesios 5:18, Hechos 4:31, Hechos 13:52) a esto también se le llama PLENITUD DEL ESPÍRITU SANTO que debe ser el anhelo y la meta de cada cristiano que ha entendido su dependencia del Señor. El griego llenar se lee PLEROO “hacer lleno, llenar hasta arriba, estar completo”, esto indica “ser lleno repetidas veces”. Los hijos de Dios deben ir renovándose al experimentar constantemente la plenitud del Espíritu Santo, El debe llenar a los cristianos de continuo, permanente y abundantemente ya que el Señor no da el Espíritu por medida (Juan 3:34) al ser llenos podemos ser útiles a Dios en la adoración, el servicio y el testimonio. Debemos anhelar beber del agua viva del Espíritu (Juan 7:37-39) no es solo la experiencia de un instante sino que tiene que ser renovada cada día la necesidad que apremia, hasta que llegue el momento de nuestra transformación completa a la imagen de Dios en su presencia (Efesios 3:16-21).

 

Muchos creyentes al abandonar su primer amor (Apocalipsis 2:4) han perdido precisamente esta plenitud que hacía rebosar su corazón en el momento de su conversión. Para volver a hallarla debe arrepentirse de su desvío, recibiendo el perdón que Dios ofrece y volver a beber de la fuente inagotable de la gracia Juan 4:13-14) de esa forma andará en el Espíritu y no en la carne (Gálatas 5:16-25) la llenura del Espíritu Santo esta claramente graficado en la preciosa parábola de las 10 vírgenes enseñada por Cristo, donde se plantea que solo las vírgenes prudentes se irán con el Esposo cuando este regrese y ellas son las que tienen aceite (símbolo del Espíritu Santo) de reservas en sus vasijas.

 

 

EL BAUTISMO DEL ESPIRITU SANTO Y FUEGO

 

 

Para El Bautismo en el Espíritu Santo los dos pasajes más emblemáticos de esta promesa deberían ser Mateo 3:11 y Hechos 1:8. Una de las doctrinas cardinales de las Escrituras, es una promesa dada ya en el A.T. (Joel 2:28) y confirmada abiertamente por Cristo (Hechos 1:5) quién es el bautizador con Espíritu Santo y fuego.

 

Así como el Espíritu Santo es Sello y confirmación de la salvación para todos los creyentes, el bautismo del Espíritu Santo es la capacitación que el todopoderoso nos da para ser testigos de Cristo (Hechos 1.8) el propósito principal es el de recibir poder (griego dunamis) para testificar acerca de Cristo. Indica capacitación, revestimiento, autoridad (Mateo 3.11, Marcos 1.8, Lucas 3:16,  Juan 1.33, Lucas 24.49, Hechos 1:8, Hechos 10:38) esto significa ser lleno del poder del Señor para poder dar cumplimiento a la gran comisión, llevando el glorioso mensaje del evangelio a los perdidos con las maravillosas señales que siguen a los creyentes. Es la llamada 2da. Obra más importante de la gracia en la vida del creyente, es una gloriosa promesa para todos los que profesan la fe en Cristo, hayan nacido de nuevo y tengan el sello del Espíritu.

 

*Esta es la experiencia más gloriosa, divina y sobrenatural que el cristiano puede experimentar, la cual producirá el valor personal y el poder del Espíritu en el cristiano para realizar señales en el nombre de Cristo y darle eficacia a su testimonio y predicación (Hechos 2:14-41, Hechos 4:31, Marcos 16:17-18, 1ª. Corintios 2:2-5) una de las más claras y evidentes señales que se ha recibido el bautismo es el hablar en otras lenguas dentro de otras señales mas (Hechos 2.4, Hechos 10:44, 1ª. Corintios 14:39, Hechos 19:6) esta experiencia ocurre una sola vez en la vida del hijo de Dios. Y es indicio de su consagración a la obra de Dios y da entrada a las manifestaciones, dones y carismas del Espíritu Santo y es también la confirmación del desarrollo eficaz de cada ministerio.

 

Estar llenos del Espíritu Santo no es lo mismo que estar bajo el poder del Espíritu Santo, podemos leer la palabra de Dios en Lucas 4:1 dice “Jesús lleno del Espíritu Santo, volvió del Jordán, y fue llevado por el Espíritu al desierto”.

 

Jesús fue bautizado en el Jordán en agua y recibió la llenura del Espíritu Santo, Pero ahora noten el regreso de Jesús después de pasar las tentaciones en el desierto.

Lucas 4:14 “Y Jesús volvió en el poder del Espíritu a Galilea….”

 

  • Primeros cristianos bautizados en el Espíritu Santo y Fuego 

 

Hechos 2:1 Cuando llegó el día de Pentecostés, estaban todos unánimes juntos.  (2) Y de repente vino del cielo un estruendo como de un viento recio que soplaba, el cual llenó toda la casa donde estaban sentados;  (3) y se les aparecieron lenguas repartidas, como de fuego, asentándose sobre cada uno de ellos. (4) Y fueron todos llenos del Espíritu Santo, y comenzaron a hablar en otras lenguas, según el Espíritu les daba que hablasen. 

 

El ministro de Dios aquí en la tierra es quien bautiza en agua, pero Jesús mismo es el que bautiza en Espíritu Santo y fuego.

 

Lucas 3:16 “Respondió Juan, diciendo a todos: Yo a la verdad os bautizo en agua; pero viene uno más poderoso que yo, de quien no soy digno de desatar la correa de su calzado; él os bautizará en Espíritu Santo y fuego”.

 

Marcos 1:8 Yo a la verdad os he bautizado con agua; pero él os bautizará con Espíritu Santo.

Pero Jesús mismo les recuerda las palabra de Juan Bautista en (hechos 1:5) a sus discípulos

¿Qué diferencia hay entre tener el Espíritu Santo y en ser Bautizado en Espíritu Santo y fuego? 

 

  • ¿Cuáles son las señales que se manifiestan al estar recibiendo el Bautismo en Espíritu Santo? 

 

1.     Ser llenos del Espíritu Santo. (Hechos 2:4).

 

 2.      Hablar en otras lenguas (Hechos 2:4, Hechos 10:46, Hechos 19:6).

 

 3.      Magnificar en lenguas a Dios (Hechos 10:46, Hechos 2:11).

 

 4.      Muchos Profetizan (Hechos 2:18, Hechos 19:6).

 

Hechos 10:44 Mientras aún hablaba Pedro estas palabras, el Espíritu Santo cayó sobre todos los que oían el discurso. (45) Y los fieles de la circuncisión que habían venido con Pedro se quedaron atónitos de que también sobre los gentiles se derramase el don del Espíritu Santo.  (46) Porque los oían que hablaban en lenguas, y que magnificaban a Dios. 

 

Pedro está predicando de Cristo a Cornelio y su gente, cuando repentinamente cayó el Espíritu sobre todos ellos, incluidos los gentiles. Ellos también habían recibido su bautismo en el Espíritu tal como los Apóstoles en Pentecostés, porque hablaban en lenguas.

 

La Señal que siempre acompaña en pleno Bautizo del Espíritu Santo y fuego, es la señal de hablar en lenguas, ¿Los discípulos Cómo sabían que había caído el Espíritu sobre todas las personas en hechos 10:44? Porque les oían hablar en lenguas y glorificar a Dios. “Hechos 10:46”) Nota: “No es lo mismo hablar en lenguas en pleno bautizo, que quedar con el don de lenguas”, muchos han tenido esta experiencia pero no le quedan el hablar en lenguas porque ese es un don que Dios le da a quien le place, (1Corintios 12:10)

 

  • ¿Por qué tenemos que recibir el Bautismo en El Espíritu Santo y Fuego? 

 

1.      Es la promesa del Padre para todos nosotros (Hecho 1:4).

 

2.      Es un revestimiento de poder desde lo alto (Hechos 1:8)

 

3.      Porque hay llenura y manifestación del Espíritu Santo (Hechos 2:1-4).

 

4.      Es una de las señales que Cristo dijo que seguirían a su iglesia (Marcos 16:17).

 

5.      Es una promesa que testificaban los apóstoles, para que las demás personas lo recibieran también (Hechos 2:33), Hechos 19:1-6), (Hechos 11:15).

 

 

En Hechos.19:1-6. Aconteció que entre tanto que Apolo estaba en Corinto, Pablo, después de recorrer las regiones superiores, vino a Éfeso, y hallando a ciertos discípulos, (2) les dijo:

 

¿Recibisteis el Espíritu Santo cuando creísteis? Y ellos le dijeron: Ni siquiera hemos oído si hay Espíritu Santo. (3) Entonces dijo: ¿En qué, pues, fuisteis bautizados? Ellos dijeron: En el bautismo de Juan. (4) Dijo Pablo: Juan bautizó con bautismo de arrepentimiento, diciendo al pueblo que creyesen en aquel que vendría después de él, esto es, en Jesús el Cristo. (5) Cuando oyeron esto, fueron bautizados en el nombre del Señor Jesús. (6) Y habiéndoles impuesto Pablo las manos, vino sobre ellos el Espíritu Santo; y hablaban en lenguas, y profetizaban. (7) Eran por todos unos doce hombres. 

 

Una vez más vemos en este caso, Pablo detecta que a estos creyentes de Éfeso les faltaba el bautismo en el Espíritu. ¿Cómo se daba cuenta? Porque a un creyente lleno del Espíritu Santo se le nota, y a ellos no se les notaba. Así que fueron re-evangelizados por Pablo, luego bautizados en agua y ministrados para recibir el bautismo en el Espíritu. ¿Qué sucedió cuando vino sobre ellos el Espíritu Santo? Se pusieron a hablar en lenguas y a profetizar.

 

  • No tener el Bautismo del Espíritu Santo no significa “No tener al Espíritu Santo” 

 

Jesús mismo les dio a recibir el Espíritu a los discípulos antes de Bautizarlos en Espíritu Santo, Lean en Juan 20:22 dice “y habiendo dicho esto, sopló, y les dijo: Recibid el Espíritu Santo.”.

Y luego dice en Hechos 1:8 “Pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo…….(9) y habiendo dicho estas cosas viéndolo ellos, fue alzado, y le recibió una nube que le oculto de sus ojos.”

 

Ahí Jesús ya le había dado a recibir del Espíritu a los discípulos, pero justo antes de subir al cielo Jesús les dijo que iban a recibir poder cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, Jesús hablaba sobre el bautizo del Espíritu Santo y fuego, porque ya se lo había prometido en hechos 1:4 dice “Y estando juntos, les mandó que no se fueran de Jerusalén, si no que esperasen la promesa del Padre, la cual les dijo oísteis de mi. (5) Porque Juan ciertamente bautizó con agua, mas vosotros seréis bautizados con el Espíritu Santo dentro de no muchos días”.

 

  • ¿Qué impide al creyente recibir el Bautismo en el Espíritu? 

 

Básicamente nada impide a un creyente nacido de nuevo recibir el Bautismo en el Espíritu. Debería ser el paso subsiguiente a la conversión. Le convertirá en un poderoso testigo de Cristo, y al mismo tiempo será fortalecido para vivir la santidad de la vida Cristiana. Pero hay algunas cosas que impiden al creyente recibir esta poderosa bendición.

 

  1. Incredulidad: La Palabra de Dios dice: (Hebreos 11:6 “Ahora bien, sin fe es imposible agradarle…”). No se puede esperar recibir algo de Dios, a menos que se crea que se va a recibir.
  2. Si simplemente se trata de probar a ver si es cierto o no: en realidad no se está buscando el don de Dios sino el tentar a Dios, y eso es peligroso. (Lucas 4:12 Respondiendo Jesús, le dijo: Dicho está: No tentarás al Señor tu Dios. )
  3. Debe haber una sincera y reverente búsqueda del Bautismo en el Espíritu: y recibirlo con fe y gratitud. Ahora, si no se recibe la Palabra con fe o se cuestionan los textos que nos hablan del Bautismo en el Espíritu ¿cómo espera poder llegar a recibirlo alguna vez? Ciertamente, mientras alguien camine por la incredulidad, nunca podrá recibir cosa alguna de Dios, menos aún el precioso don del Espíritu Santo. Ud. debe creer todo lo que Dios dice en su Palabra, y no sólo lo que a ud. le gusta o parece bien. (Hechos 19:3-6)
  4. Temor: Muchas personas desean el Bautismo en el Espíritu pero están atadas a temores que le impiden recibirlo: uno de esos son: “¿será de Dios?”, “¡no me gusta eso de las lenguas!”, “¿no será cuestión psicológica?”, “¡qué vergüenza!”. Algunos mientras piden, están pensando en sus temores, por eso no lo reciben. El temor no es de Dios, es del diablo. Ud. no puede abrigar al temor y a la fe al mismo tiempo en su corazón. Debe echar fuera de su vida al temor antes de pedir el Bautismo en el Espíritu. (1 Juan 4:18 En el amor no hay temor, sino que el perfecto amor echa fuera el temor; porque el temor lleva en sí castigo.)
  5. Pecado: (Hechos 8:18-24). Simón el Mago quería comprar el don de dar o comunicar El Espíritu. Las Palabras que obtuvo por respuesta del Apóstol Pedro fueron una maldición. La razón es porque su corazón no era recto delante de Dios. Quien así procede, no tiene parte ni herencia en este asunto.
  6. (Mateo.7:7-8): “Pedid y se os dará; buscad y hallaréis; llamad y se os abrirá. Porque todo el que pide, recibe; el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá”). (Lucas. 11:13) ¡cuánto más el Padre del cielo dará el Espíritu Santo a los que se lo pidan!”. 

 

  • ¿Qué es El Don de Hablar en Lenguas? ¿Para qué sirve? ¿Cómo debo usar ese Don?

 

  1. El que habla en lenguas se edifica así mismo, pues cuando ora, le pide a Dios cosas que él mismo no sabe que se las está pidiendo, pide de acuerdo a las necesidades de su espíritu para estar en comunión con Dios y hacer su voluntad. (1Corintios 13:4). y (1Corintios 14:14)
  2. Es una de las señales que Jesús dijo que seguirían a su Iglesia (Marcos 16;17).
  3. Hay diversos géneros de lenguas; “Angélicas y humanas” (1Corintios 13:1 y 1Corintios 12:10).
  4. Es un don que si quieres tenerlo hay que anhelarlo (1Corintios 14:1)
  5. Si hay un intérprete funciona para edificación de la Iglesia (1Corintios 14:5)
  6. Se puede cantar a Dios en lenguas (1Corintios 14:15)
  7. Ese don no es para usarlo en la Iglesia y si lo quieres usar ore en lenguas para ti solo y para Dios (1Corintios 14:28)
  8. A no ser que alguien las interpreta así podrás hablar a la Iglesia entera para que al interpretarla sea edificada (1Corintios 14:27)
  9. No se debe impedir el hablar en lenguas ni despreciarla, pues es un don de Dios para edificación del que la habla o a la Iglesia (1Corintios 14:39).
  10. En la Iglesia se debe hacer con orden (1Corintios 14:40), pero si estas solo hazlo como quieras pues el hablar en lenguas el diablo le tiene miedo, pues te estás edificando, porque esa oración va directamente a Dios.

 

Por lo tanto diremos para finalizar que Dios Sella, Bautiza y LLena del Espíritu Santo a todo aquel que llama.

 

Dios Los Bendiga

 

Atte: Jose Antonio Valladares

Siervo de JESUCRISTO

 

NOTA: PUEDEN COMPARTIRLA

 

2 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

REPUESTA BÍBLICA A LA LOCURA SATÁNICA SOBRE EL SUICIDIO DE JOHN MACARTHUR

Imagen

(Ver Video aquí): https://www.facebook.com/photo.php?v=10152530473194488

Mas el que peca contra mí, defrauda su alma; Todos los que me aborrecen aman la muerte. Proverbios 8:36

Todos los años el pastor Miguel Núñez y su ministerio organiza en Rep. Dominicana el evento Por su Causa que en esta ocasión se celebro el del 16-18-2013 y que tuvo por invitados a los pastores mundialmente conocido John MacArthur y Steve Lawson, todo parecía ir bien en estas series de conferencias hasta que llego la sección de preguntas y repuestas y se les pregunto a ambos.

¿Si un cristiano se suicida, se podría salvar?

La repuesta de ambos pastores fue increíblemente asombrosa, partiendo desde el punto de vista tanto bíblico como histórico acerca de lo que la iglesia siempre ha creído con respecto a este tema de que si alguien se suicida se va para el infierno.

Mas sin embargo tanto MacArthur como Lawson respondieron afirmativamente que si un cristiano se suicida se salva y va al cielo.

Pero esta repuesta ha causado una controversia de grande dimensiones en la comunidad cristiana, tanto en las redes sociales y en diverso blogs muchos han expresado su rechazo a la posición de estos pastores junto a Miguel Núñez que también apoya esta posición.

Y en mi humilde opinión la indignación que hay dentro del pueblo de Dios con respecto a la repuestas de MacArthur y Lawson es justificada, primeramente porque no es bíblica y segundo porque no es histórica.
Por eso en este articulo lo que principalmente quiero enfatizar es la posición bíblica e histórica de lo que respecta al suicidio.

Aun ni los filósofos antiguos que están relacionados con el cristianismo, ni la gran mayoría de los filósofos seculares los cuales suelen ser muy liberales en sus opiniones, no están de acuerdo con esta posición del suicidio aunque otros si como veremos.

Pensamiento histórico de los filósofos antiguo en cuanto al suicidio

Agustín de Hipona el primero en escribir teológicamente de tema.

Mencionando a algunos por ejemplo,el Teólogo católico Agustín de Hipona que vivió del 354 al 430 después de Cristo en su obra la Ciudad de Dios fue uno de los primero en escribir descriptivamente acerca del suicidio, Agustín parte de la Escritura para afirmar que en ella no encuentra ninguna referencia donde se autoriza el suicidio ni siquiera para evitarnos un mal o sufrimiento.

Según Agustín de Hipona el mandamiento no matara debe ser aplicado al suicidio, el dice.

“Aplicaremos la palabra no mataras entendiendo ni a otros ni a ti mismo puesto que, quien se mata así mismo mata a un hombre. Sabemos que no existe alguna Ley que permita quitar la vida, incluso al culpable por iniciativa privada y por tanto quien se mata así mismo es homicida y tanto más culpable se hace al suicidarse cuanto más inocente eran las causas que lo llevo a la muerte.”

En otras palabras Agustín de Hipona no considero el suicidio como algo que sea perdonado el dijo;
“No, la Ley interpretada correctamente prohíbe el suicidio porque dice No Mataras”

Tomas de Aquino en su obra Suma Teológica.

Para la edad media la argumentación que más se manejaba contra el suicidio era la expuesta por Agustín de Hipona y Tomas de Aquino en su obra Suma teológica dice que el argumento más importante contra el suicidio radica en que nuestra vida no nos pertenece. Él presenta su argumento con una novedad anexionando los argumentos de Agustín con los de Aristóteles.

David Hume.

El filosofo escoces David Hume 1711-1776 con respecto al Suicidio aporto un razonamiento partiendo de la sociología, filosofía, Religión y Ética de su tiempo para dar justificación al suicidio, casi de la misma forma que intento hacer MacArthur.

Este filosofo planteo una pregunta de gran importancia con respecto al tema de la autonomía de la decisión de vivir o morir.

¿No podemos cada unos de nosotros disponer de nuestra propia vida?

David Hume para darle repuesta a esta pregunta intricada trata de asumir el pensamiento Cristiano y dice.

“Que la providencia de Dios es la que ha guiado toda las causas y que nada sucede en el universo sin su consentimiento” Hume responde; Que también mi propia muerte aunque sea voluntaria es permitida por Dios y por lo tanto se materializa con su consentimiento.”

Así que para David hume el suicidio no transgrede la ley natural. Y él tacha por completo a Agustín de Hipona acerca del planteamiento que ya nos referimos antes. Todo lo vaso en un texto que él escribió en su tiempo sobre el suicidio que se publico después de su muerte y el dice.

“Cuando el dolor o la tristeza supera mi paciencia hasta el punto que me canse de la vida puedo sacar la conclusión de que se me está pidiendo en los más claro y expresivo termino de que deje mi puesto.” En otras palabras quiso decir que se suicide.

Si les decimos si a lo planteado anteriormente por David Hume le estaríamos también abriendo la puerta al aborto, al suicidio asistido (Eutanasia) y les estaríamos también abriendo las puertas a los liberales.

Por eso debemos considerar que porque una persona simplemente sea famosa, sea sabio en algunas de sus repuestas. Sería una inconsecuencia y se les estaría abriendo la puerta a lo que realmente se podría exponer partiendo de su razonamiento.

John Donne el primero que cuestiono la posición clásica del Suicido de Agustín de Hipona.

Pero fue el filosofo Ingle y Clérigo John Donne 1572-1631 en el siglo XV el primero que cuestiono la posición clásica del Suicido de Agustín de hipona en su obra Biathanatos (La muerte y la vida) que contiene una heterodoxa defensa del auto-homicidio (Suicidio) escrita en 1608 y publicada muchos años después de su muerte en 1664.

John Donne rechazaba la posición de Agustín de Hipona del suicidio porque según él si una persona se suicida y se piensa que no es perdonado o que no tiene salvación, estamos limitando la gracia o la misericordia de Dios. Todo su planteamiento lo baso en una interpretación errada de la biblia enumerando ejemplos que incluían a Jesús, Sansón y Judas Iscariote.

Como podemos ver la posición que asume MacArhtur no es nada nueva.

Nuestra Posición Bíblica Respecto al Suicidio.

Históricamente la posición de que si un cristiano se suicida se va al cielo nunca la iglesia la atenido, la posición histórica es que el suicidio es pecado y aun Agustín de Hipona que es el padre del calvinismo ante de Calvino sostiene esta posición. (Porque Calvino copio la mayoría de las enseñanzas de Agustín y la aplico a su teología filosófica.Clic aquí para ver), pero John MacArthur, Steve Lawson y Miguel Núñez que son Calvinista dicen; Que si una persona cristiana se suicida se salva.

Ellos alegan que el único pecado no perdonado en la Biblia es las blasfemias contra el Espirito Santo y que todos los demás pecados pasados, presente y futuro son cubiertos por la Sangre de Cristo.

En cierto sentido estoy de acuerdo con ellos, pero alguien confundido por esta afirmaciones de ellos me pregunto en las redes sociales que significaba que Dios ha perdonado a través del sacrificio de Cristo todos nuestros pecados pasados presente y futuro. Entendí su frustración y le respondí.

Que la forma en que los calvinistas manejan estas ideas es un poco extraña de acuerdo a sus conceptos doctrinales sobre la predestinación,la elección,la Soberanía absoluta de Dios sobre el creyente y la seguridad eterna o salvo siempre salvo.

Pero que a mi parecer y según la biblia Jesús murió por nuestros pecados pero aunque su Sacrificio cubran los pecados futuros, solo serán cubierto después que usted lo confiesa delante del padre y se aparte de ellos, considero que si en el presente o en el futuro una persona comete pecado Cristo no lo perdonara si no lo confiesa y se aparta de ellos, esto nos los dice la propias escrituras.

El que ENCUBRE sus pecados no prosperará; Mas el que lo confiesa y se aparta alcanzara misericordia Proverbios 28:13

Si confesamos nuestros Pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros Pecados, y limpiarnos de toda maldad. 1 Juan 1:9.

Esta posición de la salvación de un cristiano suicida, suena mucho a catolicismo romano (Aunque Miguel Núñez lo niegue como lo expresa el mismo cuando le atribuye esta posición al catolicismo aunque realmente es lo contrario.

Eso suena como si hubiera una extra-gracia después de la muerte, cosa que los creyente rechazamos.

Considero que esta postura de John MacArthur y Steve Lawson es una insensatez, Dios nos has revelado atreves de su palabra ciertas verdades y sobre esas verdades trabajamos, pero toda la verdad radica en toda la iglesia como un todo, no en la posición de una sola persona.

El pecado del suicidio no es el más grande, el más grande es la blasfemias contra el Espíritu Santo(Marcos 3:28-29).

Pero según la biblia y partiendo del homicidio aquel que lo hace no va a entrar al reino de los cielos.

El Sexto mandamiento “NO MATARA” Éxodo 20;13 es atribuible a la muerte violenta o asesinato, a la Eutanasia o muerte asistida que consiste en acabar con la vida de un enfermo terminal, al aborto y al mismo suicidio.

Los siguientes principios nos muestras lo que Dios piensa en su palabra acerca de nuestras vidas en relación con El.

1-Nadie tiene derecho, ni el enfermo ni nosotros mismo, mucho menos cuando ya somos de Cristo en determinar el momento de la muerte en nuestras vidas.

Porque habéis sido comprados por precio; glorificad, pues, a Dios en vuestro cuerpo y en vuestro espíritu, los cuales son de Dios 1 Corintios 6:19-20

2-Nuestras vidas no nos pertenecen desde el momento que fuimos comprados a precio de sangre, no somos nuestros dueños, somos propiedad de Dios.

¿O ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cual está en vosotros, el cual tenéis de Dios, y QUE NO SOIS VUESTROS? Porque habéis sido comprados por precio; glorificad, pues, a Dios en vuestro cuerpo y en vuestro espíritu, LOS CUALES SON DE DIOS.
1-Corintios 6:19-20

3-No morimos para nosotros, nuestro cuerpo es morada del Espíritu Santo y quien lo destruye será destruido por Dios por atentar contra la propiedad ajena.

¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios MORA EN VOSOTROS? Si alguno destruyere el templo de Dios, Dios le destruirá a él; porque el templo de Dios, el cual SOIS VOSOTROS, SANTO ES.1 Corintios 3:16-17

NINGUNO DE NOSOTROS VIVE PARA SI, y NINGUNO MUERE PARA SI. Pues si vivimos, para el Señor vivimos; y si morimos, para el Señor morimos. Romanos 14:7

La palabra suicido no se encuentra en las escrituras pero…¿Porque?

La palabra suicidio proviene del latín sui caedere (matar a uno mismo). Pese a su etimologia la palabra suicidio “Muerte de si mismo” no exisitia como tal en el latin habiendose formado muy tardiamente, por lo que su aparicion en el castellano solo se registra a partir de 1787,aunque la forma concreta Suicida se registra ya en 1654. No obstante parece acreditado que el teologo frances Gauthier de saint victor (Siglo Xll) empleo por primera vez en latin la voz Suicida en 1177. En ingles Walter charleton empleo ya suicide en 1651,mientras que en frances aparece documentada desde 1734. Las fechas de aparicion del verbo suicidarse son similares… Prueba de su origen.
Fuente:http://etimologias.dechile.net/?suicidio

Por lo tanto esta es la razón por la que la palabra Suicidio no se encuentra en la biblia,porque su origen lógicamente es mas tardío que el de los relatos bíblicos. Ahora bien la Biblia si registra el hecho que conocemos ahora como Suicidio pero bajo el termino«matarse a si mismo» Juan 8:32. Así este pasaje confirma lo que explicamos al principio sobre el auto-homicidio.

Aun mas la carencia de la palabra Suicidio en la biblia realmente no es tan necesario cuando analizamos más de cerca las Escrituras.

En Gálatas 5:16-17 leemos; Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne. Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y éstos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis. Pero si sois guiados por el Espíritu, no estáis bajo la ley.

Ahora bien usted podría creer que el Espíritu Santo va a guiar a un verdadero creyente a suicidarse? ¡Claro que no¡ porque la biblia declara cuales son los frutos del Espíritu según Gal.5;22-23 los cuales nunca llevaría a un creyente a tales acciones. Al contrario en una situación adversa lo llevaría a buscar la dirección de Dios.

Una acción de la naturaleza del suicidio está bien claro que sería dirigida e influida más bien por el mismo Satanás del cual las Escrituras nos dice: El ha sido HOMICIDA desde el principio Juan 8:44

Pero Gálatas 5:19-22 nos habla de las obras de la carne que son de naturaleza pecaminosa propia del ser humano pero que en una vida que no está bajo el fluir del espíritu de Dios son fácilmente activada por el mismo Satanás, y dentro de las obras o frutos de la carne esta el homicidio, luego dentro de la lista que el apóstol Pablo menciona de las obras de la carne al final el agrega.

Envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios. Gálatas 5:21

La palabra cosa semejante viene de la palabra griega Homoios,que significa Cosas similares en apariencia y en carácter.

Ahora bien dentro de lo que es el homicidio que cosa podría ser mas semejante en apariencia y carácter o más cercano al homicidio? Claro está que el suicido. O ¿Creería usted que el suicidio es una obra o fruto del Espíritu? ¡De ninguna manera¡ entonces es lógico pensar bajo esta perspectiva que no es necesario que la palabra suicidio este en la biblia como para no saber que es un pecado que entra dentro de la categoría de los homicidios o Cosas semejantes, de los cuales las escrituras nos sigue diciendo los siguiente;

Pero los cobardes e incrédulos, los abominables y Homicidas, los fornicarios y hechiceros, los idólatras y todos los mentirosos tendrán su parte en el lago que arde con fuego y azufre, que es la muerte segunda. Apocalipsis 21:8.

Según la filosofía de MacArthur si un suicida se arrepiente Dios puede perdonarlo.

Pero hay otro dilemas con relación a este tema y es que según la filosofía McArthuriana si un creyente se suicida Dios puede perdonarlo, porque el perdona todos nuestros pecado.

Lo difícil de este planteamiento es que una persona cuando recurre al acto mismo del auto-homicidio no tendría nada de tiempo para arrepentirse porque ya estaría muerto. Y peor aun para una persona ser perdonada debe cumplirse dos requisitos básico según la Biblia, primero debe confesar el pecado y segundo debe apartarse de él, cosa que lógicamente no podría hacer un suicidad.

El que encubre sus pecados no prosperará; Mas el que los CONFIESA y se aparta alcanzará misericordia.Proverbios 28: 13

Por lo tanto no podemos decir que una persona que se suicida es perdonada porque el que comete suicidio en el acto no tiene oportunidad de arrepentimiento.

Ahora bien ¿significa eso que una persona que intente suicidio no puede ser perdonada? Solo si en su intento queda vivo…si una persona intenta suicidarse pero en el acto logra sobrevivir al suicidio como ha ocurrido en diversas ocasiones, entonces si esa persona puede tener la oportunidad de acercarse a Dios y de buscar el perdón el cual El se lo concederá, solo hay posibilidad de arrepentimiento y de pedir perdon por los pecados estando vivo despues de muerto no, la Biblia lo enseña claramente en el siguiente pasaje→ Lucas 16:23-31.

Aún hay ESPERANZA para todo aquel que está entre los vivos; porque mejor es perro vivo que león muerto. Esclesiastes 9:4

Si CONFESAMOS nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad. 1 Juan 1:9.

Si los fans de MacArthur dicen que aman tanto la Biblia y se quieren llevar por ella, pues les recuerdo que MacArthur solo cito conceptos pero no Escrituras.

Ahora ¿Porque MacArthur llego a la conclusión que el asume sobre este tema?

Primero, como todo Calvinista consumado MacArthur no cree que la salvación se pierde, porque según la concesión calvinista, “la salvación no pierde porque aquel que se arrepiente y viene a Cristo esta predestinado y elegido para la salvación. desde antes de la creación del mundo.”

Pero existe otra posición calvinista muy compleja basada en la predestinación que ellos creen que dice, que si un creyente se esta suicidando se esta revelando contra la voluntad explicita de Dios, pero si el que se suicida ya esta predestinado para morir suicidado entonces ya no estaría contradiciendo la Soberana Voluntad de Dios..entonces con esta posición se haría un circulo vicioso de nunca acabar.

Segundo, Porque como el es Calvinista secesionista (Es decir el es de los que creen que ya la operaciones de los dones del Espíritu Santo,los milagros y otras manifestaciones del Espíritu cesaron) y no toma tanto en cuenta el trabajo del Espíritu Santo. De tal manera que en una de sus predicas el se atreves a decir que Marcos 16:14-18 esta en la biblia pero no deberías estar ahí porque es un pasaje espurio (Falso) según el y lo hace porque este pasaje contrarresta casi todas la doctrinas que el calvinismo cree, prefiriendo decir que el texto es espureo. Véalo en el siguiente vídeo.

Personalmente entiendo que por eso el llega a tales conclusiones equivocada. Porque sino cree en las manifestaciones del Espíritu Santo ni tampoco en cierta porciones de la biblia, no es para menos entender porque este hombre razona así.

Por eso creo que aquellos que dicen que hay que amar a Cristo y hay que amar la vida,pero sin la ayuda del Espíritu Santo lo están haciendo en la carne

MacArhtur y Lawson y aun el pastor Miguel Nuñez prácticamente se pusieron públicamente en contra de la posición Bíblica e histórica del Cristianismo acerca del suicidio eso fue lo que hicieron.

La esplicasion de Miguel nuñez a la polémica del suicidio considero que fue poco teológica, antibiblica y poco Pastoral.

Por eso no podemos contestar todo lo que se nos pregunta si primero no analizamos muy bien nuestras repuestas.
En las muchas palabras no falta PECADO; Mas el que refrena sus labios es prudente. Proverbios 10:19.

Con esta creencia entiendo que lo que apoyan esta posición están queriendo promover implícitamente una gracia barata, una gracia que no cuesta en el sentido de la santidad y de apartarse del pecado, y esa no es la posición del verdadero cristianismo Bíblico e Histórico.

La gracia jamás seria una licencia para pecar.

¿Pecaremos, porque no estamos bajo la ley, sino bajo la gracia? En ninguna manera.Romanos 6:14-15

Si estamos predicando que nuestra vida no nos corresponde como cristianos, como podemos tomar decisiones propia por nuestras vidas? El cual como hemos visto ese solo hecho es un terrible pecado.

una practica de los que se revelan contra Dios

Según lo que no muestra la biblia, las personas que se han rebelado contra Dios son la que se han suicidado.
¡No hay uno solo, entre los hombres de Dios, que lo haya hecho! Esta es razón más que suficiente para que mantengamos alejado de la mente el sólo pensamiento de semejante intento.

El suicidio es pretender uno mismo hacer el papel de Dios y decidir cuándo debe terminar nuestra carrera terrenal.

El Señor quita la vida y la da.1 Samuel 2:6

La Biblia menciona cuatro personas específicas que cometieron suicidio: Saúl (1 Samuel 31:4), Ahitofel (2 Samuel 17:23), Zimri (1 Reyes 16:18), y Judas (Mateo 27:5) y ellos fueron hombres crueles, malvados y pecadores.

Algunos citan el caso de Moisés para referirse al suicidio,pero Moisés no quiso morir por lo que estaba pasando en Israel el quiso morir para reemplazar a Israel, que es algo diferente.

Al igual que sansón el no quiso matarse el quiso vengarse de los filisteos resultando muerto en su intento de vengarse.

LA TENDENCIA DE SUICIDIOS COLECTIVOS SIEMPRE ESTÁN RELACIONADOS CON SECTAS Y FALSOS MOVIMIENTOS CRISTIANOS, MOSTRANDO QUE UN ESPÍRITU ENGAÑOSO INCITA LOS HOMBRES PARA ESTE ACTO, ESTE VÍDEO ES MUY REVELADOR.

Por lo tanto mi posición según el análisis histórico que les mostré y según lo que la biblia no muestra respecto al tema, es que el suicidio es un tremendo pecado que después que una persona lo ejecuta no tiene solución ni marcha atrás.

Dios Los Bendiga…!!

Atte: Atalaya – Jose Antonio Valladares
Siervo de JESUCRISTO

NOTA: PUEDEN COMPARTIRLO

1 comentario

Archivado bajo Uncategorized